Cuando se trata de adoptar o comprar un perro, muchos motivos te pueden impulsar hacia una opción o la otra. Si un amigo adquirió su perro de un criador, tal vez tú también te inclines a hacerlo. El único que puede tomar esa decisión eres tú, pero debes saber que si al final decides comprar un perro no todos los sitios valen la pena. Una tienda de animales te ofrece perros muy bonitos pero aunque te digan lo contrario, sus perros vienen de puppy mills, fábricas de cachorros donde los mantienen en una situación precaria, sin comida, espacio, cuidados veterinarios o socialización. Jamás compres un perro que hayas visto en un anuncio del periódico, en la calle o en línea. Estos perros podrían ser de puppy mills también, de personas que se quieren llamar criadores o de gente que solo busca hacer un poco de dinero a costa de la ignorancia de los demás. Tu mejor opción es comprar de un criador responsable, lo cual se puede definir como alguien profesional que te ofrece garantías, investiga sobre la vida que le podrías brindar al perro y se enfoca en el perro, no en el beneficio económico.

Yo apoyo la adopción, siempre lo haré. Muchos expertos y veterinarios también apoyan la adopción. La verdad es que para las personas que quieren tener un perro, ya sea por primera vez o para el dueño con experiencia, son muchas las ventajas de adoptar.

Pondrás de tu parte para ayudar al mundo. Hay muchas maneras de ayudar a la sociedad. Todas empiezan por uno mismo: si cuidas de ti, contribuyes a que la sociedad sea más saludable, mejor para vivir. Cuando además de cuidar de ti ayudas a otro, empiezas a poner en práctica la filosofía básica de la convivencia mundial: ayudar al prójimo. Lo más obvio para muchas personas es ayudar a otras personas. Esto es muy importante, pero a la gente a veces se le olvida que también hay que ayudar al planeta, a la fauna vegetal y a los animales. Cuando adoptas a un perro, te comprometes a brindarle un hogar para toda la vida, tu amor, compañía y espacio. Demuestras que verdaderamente tienes un gran corazón y lo mejor de todo es que te sientes increíblemente bien cuando haces una buena labor.

Ayudas a la población canina. La sobre población canina es un problema que nos afecta a todos. Nadie se beneficia si hay animales sin hogar, en la calle, pasando frío y hambre. Los refugios de animales trabajan con pocos recursos e intentan darle la mejor vida posible a los perros mientras estos encuentran un adoptante, pero no hay espacio para todos. Ningún refugio puede albergar a todos los perros de la ciudad. Hay mucha demanda y poco espacio y dinero. Cada vez que alguien adopta un perro, el refugio le puede abrir sus puertas a otro perro que necesita ayuda.

Ayudas a una organización que ama a sus animales. Un refugio de buena reputación es una organización sin fines de lucro que cuida de los animales como si fueran sus propios hijos. La mayoría de los refugios solo tienen voluntarios. Son personas que usan su tiempo y los recursos de la organización para cuidar de animales y les dan todo su cariño. Sin tu ayuda no podrían mantenerse a flote.

Tendrás muchas opciones de distintos perros y gatos. Los refugios tienen perros, gatos e incluso pájaros y otros animales. En cuanto a perros, no solo tienen cachorros, sino también perros adultos que ya están socializados o que ya están educados para usar el baño afuera. Un criador jamás te podría ofrecer un perro adulto, solo cachorros que necesitan que se les eduque bastante, pero lo refugios sí pueden y no solo tienen perros mestizos sino también perros de pura raza. Hay muchas opciones, es solo cosa de buscar la que mejor te convenga a ti y a tu estilo de vida.

Es más barato. Comprar un perro de un criador te costará por lo menos $1,000. Adoptarlo te costará aproximadamente entre 250 y 300. Estarás ahorrándote mucho dinero que puedes utilizar para comprar lo indispensable para tu perro, como comida, juguetes o una cama.

Los refugios te entregan un perro vacunado y te ayudan con la esterilización. Serás dueño de un perro vacunado, o con casi todas sus vacunas, y en muchos casos esterilizado o llevarán a cabo el procedimiento cuando el perro tenga por lo menos seis meses. Algunos criadores también te entregan un perro vacunado y es lo debido, pero jamás te lo estregarán esterilizado. Es más, pueden incluir una cláusula en el contrato que exija que no esterilices al perro. La esterilización tiene muchos beneficios, no solo por motivos de sobre población, sino porque además los perros esterilizados son menos agresivos y más saludables, por lo que tienen mejor calidad de vida. Los refugios apoyan la esterilización y tú también deberías hacerlo.

 

Por Irma Cedeño
Experto de Perros

 

Articulo tomado de about.com

0 Comentarios

Contesta

©2018 - Doctor Mascota App.        e-mail: info@doctormascota.com

Términos y Condiciones

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?